Inmaculado Corazón de María

$30$85

  • PEN: S/.110 - S/.310

Limpiar
SKU: 03970195-1 Categoría: Tag:

Inmaculado Corazón de María

Esta hermosa obra de arte de la Escuela Cuzqueña del Inmaculado Corazón de María es una pieza infaltable que aportará belleza en tu colección de arte. El Corazón de María es mencionado explícitamente en la Biblia, en el pasaje de la adoración de los pastores en el pesebre al Niño Dios, citado por el evangelista Lucas (2, 19), quien dice: “María guardaba todo esto en su corazón y lo tenía muy presente”

CARACTERÍSTICAS

  • Medio: Óleo sobre lienzo
  • Superficie: Lienzo de alta calidad artística
  • Proceso de trabajo: 100% pintado a mano
  • Acabado: Brocado dorado en alto relieve, óptima reproducción del color, estructura superficial única y resistente.
  • Accesorios complementarios: Marcos artesanales tallados a mano en madera de cedro de alta calidad.

DISPONIBILIDAD:

  • Se entrega en un plazo de 2 a 4 días si se pide sin marco, y de 5 a 8 días si se pide con marco.
  • Envíos a todo destino nacional con entrega a domicilio en 3 a 5 días.
  • Envíos al extranjero con servicio estándar o expreso (consulta aquí).
  • Al pedir una pintura con su marco, éste llegará listo para colgarlo en su pared con los accesorios para colgarlo incluidos.

Hecho a mano significa que es único para cada propietario. El cuadro del Inmaculado Corazón de María está disponible para personalización acorde con tus preferencias, sólo debes contactarte con nosotros y podrás diseñar el cuadro a tu gusto.

Inmaculado Corazón de María Pintura Escuela Cuzqueña

La devoción al Inmaculado Corazón de María, junto con la del Sagrado Corazón de Jesús, fue promovida por San Juan Eudes en el siglo 17.

El Papa Pío VII y Pío IX sugirieron su celebración como Purísimo Corazón de María. En 1944, el Papa Pío extendió esta devoción a toda la Iglesia fijando la celebración del Inmaculado Corazón de María el 22 de agosto, ocho días después de la Asunción.

Con la renovación litúrgica, se le restó importancia a esta fiesta para dársela a las principales fiestas marianas y, se cambió la fecha para un día después de la fiesta del Sagrado Corazón de Jesús.

San Juan Eudes, decía que el Corazón de María es la fuente y el principio de todas las grandezas y excelencias que la adornan y que la hacen estar por encima de todas las creaturas; por ser hija predilecta de Dios Padre, madre muy amada de Jesús y esposa fiel del Espíritu Santo.
Y que ese santísimo Corazón de María es fuente de todas las virtudes que practicó.

También San Antonio María Claret, fundador de los Misioneros del Inmaculado Corazón de María, profesó un inmenso amor a esta advocación.
Quiso que sus misioneros, salieran por todo el mundo extendiendo la devoción al Inmaculado Corazón de María. Fue un profeta de Fátima, porque en Fátima la Virgen personalmente nos manifestó que Dios quería salvar al mundo, por medio de su Inmaculado Corazón.

La fiesta del Inmaculado Corazón de María sigue a la del Sagrado Corazón de Jesús. El corazón expresa y es símbolo de la intimidad de la persona. La primera vez que se menciona en el Evangelio el Corazón de María es para expresar toda la riqueza de esa vida interior de la Virgen: “María conservaba estas cosas en su corazón”

El corazón de María conservaba como un tesoro el anuncio del Ángel sobre su Maternidad divina; guardó para siempre todas las cosas que tuvieron lugar en la noche de Belén, o la adoración de los pastores ante el pesebre, y la presencia, un poco más tarde, de los Magos con sus dones,… y la profecía del anciano Simeón, y las preocupaciones del viaje a Egipto.

Más tarde, el corazón de María sufrió por la pérdida de Jesús en Jerusalén a los doce años de edad, según lo relata San Lucas en el evangelio de hoy.
Pero María conservaba todas estas cosas en el corazón….
Jamás olvidaría los acontecimientos que rodearon a la muerte de su Hijo en la Cruz, ni las palabras que le oyó decir: “Mujer, he ahí a tu hijo”. Y al mirar a Juan ella nos vio a todos nosotros. Vio a todos los hombres. Desde aquel momento nos amó con su Corazón de madre, con el mismo Corazón que amó a Jesús.

PesoN/A
DimensionesN/A
Medida del lienzo

40cm x 30cm, 60cm x 40cm

Acabado

Marco dorado, Marco oscuro, Sólo lienzo

Reseñas

Aún no hay reseñas.

Sé la primera persona en opinar sobre “Inmaculado Corazón de María”